La llegada de Carmina

  • Chicas! Después de mil años les mando el relato! Besos!

    Han pasado 7 meses desde que nació Carmina, y desde el primer momento que supe que estaba embarazada mi vida tuvo otro sentido :)

    El embarazo transcurrió bien, y llegando a la semana 30, fuimos a una plática de parto en agua a Danatal, ese fue mi primer contacto con la inquietud de que el nacimiento de Carmina fuera aún más especial! Cambiamos de ginecólogo, porque con el que iba no estaba en nuestra misma frecuencia, y así fui preparándome en los psicoprofilácticos y deseando que pudiera tener el parto que soñaba :)

    Así llegamos a la semana 40 de gestación, y ya estaba muy ansiosa por conocer a mi niña! Comencé con contracciones en la madrugada del lunes 24 de septiembre, cada 5 minutos desde las 5 am. Yo desperté como desde las 2 am y ya me sentía diferente; no desperté a Dennis para no inquietarlo, y me fui a la sala a escuchar el soundtrack de Amelie, a hacer ejercicios en mi pelota y a poner mi saumerio con melisa para calmarme, que andaba un poco ansiosa!

Ya a las 5:30 desperté a Dennis y le llamamos a Robert para decirle de las contracciones; lo vimos en su consultorio a las 8 am, me hizo tacto, y con la noticia de que aun no dilataba nada! Me sentí fatal, me desanime mucho y ya andaba al borde del llanto, pero Robert muy lindo me dijo que de seguro iba a nacer ese día o a mas tardar en la madrugada, pero que necesitaba descansar para el parto, y para que empezara a dilatar. Yo sentí temor de no poder tener el parto que queríamos, y sin decir más, regresamos y trate de descansar! Las contracciones seguían y ya como a las 2 pm le hablamos otra vez a Robert, nos vimos en la Clínica del Ferrocarril, ya con el coche cargado con todo para el hospital, porque creímos que ya nos iba a mandar, y al momento llevaba solo 2 cms. de dilatación, y me volvió a regresar! Me dijo que iba lento, pero avanzando! Nos fuimos a casa de mi hermana, y ahí estuve hasta las 10 pm que nos quedamos de ver en el hospital. Para ese entonces ya se imaginaran que todo mundo llamando y diciendo que ya me pusieran oxitocina para aumentar las contracciones, pero lo importante era que yo estaba tranquila y Dennis siempre me apoyo y me transmitió calma y confianza. Llegamos al hospital en la noche, y solo había dilatado otros 2 cm.; el ritmo cardíaco de la niña estaba bien, y solo nos bastaba esperar! Vi a mis lindas doulas más tarde, me llevaron el cojincito de semillas, para ayudar a bajar un poco el dolor de mi cintura, y a darme ánimos, y así transcurrió la noche! Yo sentada en mi pelota, poniéndome el cojín en la cintura, y viendo al cielo percibiendo como transcurrían las horas! Dennis despertaba, iba a calentar el cojín y dormitaba… Lo bueno que yo me quede sin reloj, y pude estar tranquila, hablando con mi niña y confiando en ambas en que íbamos a tener un buen parto, respetando el ritmo de Carmina, para cuando estuviera lista!

Se llegó la mañana del martes 25 de septiembre, y hasta la 1 pm logramos dilatar 8 cm, ya listos para irnos a la tina y conocer a Carmina!

Entre música, velas, aromas y muchas porras, Carmina terminó su trabajo y salió al mundo a las 6:05 pm después de 36 hrs. de trabajo de parto! Es una de las experiencias más bonitas que he experimentado, el poder sentir como de mí estaba naciendo a la vida una de las personas que más amo! Agradezco infinitamente a mi esposo Dennis, a Robert, Diana y Fabi por toda su paciencia y ánimo para que el parto de Carmina fuera el que soñamos! Fue un parto respetado, sin medicamentos, sin presiones, monitoreado y muy deseado!

Siempre recordaré ese día con mucho amor! Y siempre recordaré que ese parto me trajo la satisfacción y la confianza de que soy una mujer muy bendecida, creada para traer vida, muy amada y protegida, y sobre todo, que es importante respetar los tiempos, porque como dicen, el tiempo de Dios es perfecto :)

Dulcema

En MI PARTO te apoyamos para el cuidado de tu salud.


Más Testimonios:

Ana María  Julia   Carmina  Paula   Marcelo  


All Rights Reserved.